Uñas, gatas y discursos

¡Queridos compis hembras y machos! (Por orden anecdótico)

Klaus: ¡alfabético!

Thor: sí, ¡eso también!

Como vuestro rey felino os deseo que cuidéis mucho las uñas de vuestras gatas.

Como si fueran las cosas más especiales del mundo.

La uña es una parte esencial de nuestra figura, sin uñas lo pasamos mal, no podemos defendernos, la uña tiene una importancia vital para nosotros, no hay que cercenarla, no hay que quitarla, hay que cuidarla y mantenerla sana, limpia, que se vea siempre bonita y especial, una parte independiente en el conjunto de nuestro propio ser. Tiene su sentido, por eso nos acompaña y crece junto a nosotros pero a su ritmo. En las gatas, la uña sirve además para proteger a los cachorros, para amasar su barriguita, todo es útil en una uña.

Una gata es un ser bonito que pusieron en nuestro camino para que nos acompañe y nos haga los días más mejores, con más calidez y equilibrio. No importa el género del que sea vuestra gata, es vuestro tesoro, algo que cuidar y mimar y hacer crecer en vosotros mismos, no debemos permitir jamás, queridos compas machos, que les quiten las uñas, ni la violencia o fuerza bruta para intentar que desaparezcan de sus dedos.

Por eso deseo que paséis unas buenas fiestas en compañía de todas vuestras uñas y de vuestras gatas más queridas y de todo eso que nos hace tan grandes por ser tan distintos.

Ronnie: Oye Thor, ¿por qué das un discurso sobre la uña?

Thor: Es el discurso del rey.

Duende: Ese ya pasó, fue en Nochebuena.

Mortimer: ¡Vas retrasao!

Ronnie: Eso ¡retrasao! ¡¡eres un retrasao!!

Klaus: ¿No te enteraste?

Thor: Sí a ver, es que he leído que en el discurso del rey de la Nochebuena faltó hablar sobre la uña de una gata y me ha parecido injusto, creo que un buen momento para dejar mi pensamiento sobre este tema.

Klaus: ¡Cataluña!! ¡¡De lo que dicen que no habló es de Cataluña!!!

Thor: Pos eso, gata y l’ uña, jopé, qué manera siempre de unir palabras que no tienen porqué ir unidas. Es como noche buena o bonito del norte, no hay que unirlas, la noche es noche y quien es bonito… es como yo y punto.

Klaus: Vaaale, entendido Thor tú querías decir que Cataluña merecía unas palabras en ese discurso de convivencia tan emotivo y no obviarla o silenciarla o agruparla en el saco del “todos, como país unido” ¿a qué sí?

Thor: Possss no, yo quería decir que los gatos también tenemos derecho a dar zarpazos si nos molestan, es nuestro lenguaje y no queremos que nos lo prohiban quitándonos las uñas.

Duende: ¡No a nuestro derecho a decidir!

Mortimer: ¡No al desprecio de la necesidades de una gata con uñas!

Ronnie: ¡No a la amputación de falanges!

Thor: Uy, enano, de falange ¡ni hablemos! A ver, discurso del rey y discurso político juntossss, nooooo.

Ronnie: Eso, ¡son incomparables!

Klaus: Ainss ¡Incompatibles!

Ronnie: Eso también.

Thor: Bueno, pos lo dicho, dejad quietas a las gatas y a la uñas y no nos olvidemos nunca de que independientes, dependientes, pendientes o collares todos formamos parte de ese todo llamado cuerpo del mensaje.

Duende: Eso, también llamado cuerpo General del Estado Mayor de buena Esperanza

Mortimer: O ¡Cuerpo de bomberos!

Ronnie: Pa cuerpo el mío ¡¡de Danone!!

Klaus: uffff… o Cuerpo presente que ¡¡se va al futuro para no escucharos más!!!

Thor: Y termino mi discurso haciendo mía una frase que he escuchado al rey de la Nochebuena:

“Una convivencia se basa en la consideración y en el respeto a las personas, a las ideas y a los derechos de los demás”.

Y… una convivencia con animales se basa en la consideración de hablar de ellos, en el respeto a sus necesidades y en su derecho a vivir, no formar parte de ninguna fiesta, fantochada artística ni felonía y a encontrar un hogar digno como todos los demás seres que respiran y hacen pis del planeta. Porque si no se habla de toda la sociedad, si no se incluye a los que verdaderamente unen a cualquier pueblo en la lucha contra las injusticias… si no se habla ni de las gatas ni de las uñas¿pa qué dar un discurso? ¡¡Muchos animales somos españoles!!

¡Otros vascos!

¡Otros catalanes!

¡Otros valencianos!

¡Otros gallegos!

¡Otros andaluces!

¡Otros castellanos!

Otros del Norte como… ¡el bonito!

Otros del Centro como… ¡las mesas!

Y otros del Sur como… ¡el viento!

Otros ni somos ¡¡y nos da igual!

Thor: ea, pues queda dicho el discurso de este año.

Ronnie: Oye Klaus, una duda, los que somos de nuestra casa solamente ¿en qué grupo estamos?

Thor: Esos ya los dejo para el discurso del rey del año que viene, enano, que si no se acapara demasiao a la audiencia.

Ronnie: ¡vale! El año que viene el rey va a habla de nosotros, ¡qué guay!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s